¿Horny durante la menstruación? ¡Si, a veces nos pasa!

Dentro de mi grupo de amigxs tenemos una característica en común, y es que cuando estamos con la menstruación tenemos más ganas de coger. Por supuesto no sucede siempre, ni con la misma intensidad, ni a todas las personas menstruantes, ni en todos los ciclos…pero a algunxs si nos sucede. 

Ahora, ¿por qué pasa esto? 

Una respuesta sencilla sería: por culpa de las hormonas. Durante un ciclo menstrual hay un aumento y disminución de estrógeno, progesterona, testosterona. Todas esas hormonas juegan un papel importante en tu deseo sexual. Sin embargo, lxs científicxs no están totalmente segurxs de cómo tu ciclo afecta tu deseo, saben que hay un vínculo, pero no una explicación al 100%, pero bueno, así es la ciencia.

En un estudio que se realizó en las mismas personas, durante ciclos diferentes se encontró que los niveles cambiantes de estrógeno y progesterona tenían altos efectos secundarios en el deseo sexual. Durante y justo después de la menstruación es cuando la progesterona está más baja, mientras tanto, los niveles de estrógeno se acumulan, esto podría justificar un aumento del deseo porque el estrógeno promueve la libido, mientras que la progesterona es una hormona que disminuye el deseo.

Sin embargo, basándonos solo en las hormonas, es probable que durante la menstruación no sea el momento más intenso de deseo sexual. Debido a que las hormonas preparan al cuerpo para la ovulación, y este sería el momento donde estás más horny. Esto significa que podría haber otros factores que intervienen en el deseo sexual durante la menstruación.

Algunas explicaciones adicionales pueden ser:

1. El sexo, la masturbación y el orgasmo podrían ser analgésicos, por lo tanto pueden disminuir los dolores menstruales, además de ayudar a reducir el estrés. Al experimentar esto, (en palabras sencillas) tu cerebro lo va a guardar como información importante y te lo va a recordar cuando tengás dolores. 
2. En algunas personas aumenta la sensibilidad al tacto, por lo que podrían alcanzar orgasmos más intensos o con más facilidad durante este momento. 
3. Se puede deber a diferencias individuales. Personas que simplemente disfrutan mucho del s3xo con o sin menstruación.

Ponele atención a tu cuerpo. Si tenés mucho dolor, estás incómodx porque tenés mucho sangrado, emocionalmente te sentís decaída, y esto no te dan ganas de coger ¡pues no lo hagás! Además recordá que el sexo no es solo penetración, podrías tener sexo oral, sexo anal, masturbarte, jugar con los dedos solx o en pareja, etc. 

No te forcés si no te sentís cómodx. Socialmente a veces nos vemos un poco forzadxs a «amar» nuestra menstruación y vivir nuestra sexualidad activa cuando estamos en este momento, sin embargo cada persona es libre de llevar este proceso a su propio ritmo, si aún no estás listx para tener sexo durante la menstruación ¡no pasa nada, llevalo con calma! Si tenés deseo sexual, también te podés masturbar. 

Todos los ciclos son diferentes, no te preocupés. Puede ser que estés súper sexual en un ciclo, y que en el otro no querás absolutamente nada, no te asustés. Recordá que el deseo sexual no solo depende de tus hormonas, también influyen un montón de factores  sociales, personales, de pareja, ect; que pueden hacer que tu deseo baje o aumente. 

Utilizá preservativo. Recordá que la ITS se pueden transmitir con o sin menstruación. Si podés quedar embarazadx durante la menstruación. Las probabilidades son bajas, pero si existen.

Durante la menstruación podés estar más lubricadx. Además del fluido obvio en este momento, se determinó que a menudo también se segregan más fluidos corporales. Esto puede proporcionar una lubricación extra natural que puede ser beneficiosa durante la penetración, reduciendo las molestias causadas por la sequedad vaginal. 

Cuidá la posiciones sexuales. En este momento tus órganos internos pueden estar más sensibles, por lo que una penetración muy profunda, como en la posición de perrito, puede ser incómodo a dolorosa. Se recomiendan posiciones en donde vos podás regular la penetración, como por ejemplo vos arriba. 

Aprovechá la sensibilidad. Comúnmente todo está más sensible durante la menstruación, así que un masaje erótico puede ser genial. Comunicá abiertamente en que zonas te gustaría que te toquen y en cuales no, puede que la sensibilidad sea tanta que no te sintás cómodx con el contacto directo. Otra opción es utilizar cosas suaves como plumas, telas o aceites. 

Quitá los adjetivos negativos alrededor de la menstruación. La sangre no es sucia y tener s3xo durante la menstruación tampoco es sucio o motivo de asco. Es un periodo normal y natural de nuestro cuerpo, por lo tanto vivilo como tal. 

¿Qué podés hacer si sos la pareja de una persona menstruante? ¡Escucharlx! Preguntarle si tiene ganas de coger o no, o de que tiene ganas específicamente, entender que el deseo sexual puede cambiar durante los ciclos y durante el mismo ciclo. Tratar la menstruación con toda normalidad, como lo que es; y tener empatía con tu pareja.  

Share:

Más contenido

Artículos relacionados

Me gusta el sexo vainilla ¿soy aburridx?

El s3xo vainilla NO tiene que considerarse aburrido, simplemente son un conjunto de prácticas socialmente convencionales o típicas (según cada sociedad).  ¿Cómo podemos hacer el

Que sí y que no en el s3xo an@l

La estimulación an@l está llena de dudas, prejuicios, información errónea, etc. Por eso no nos cansamos de compartirles información. Sabemos que para muchas personas, este

Abrir chat
💬 Necesitás ayuda?
Hola, como podemos ayudarte?